domingo, 13 de marzo de 2011

31. Educación Sexual del Peregrino de la Luz

EDUCACIÓN SEXUAL DEL PEREGRINO DE LA LUZ
 
Por Orión Om

***

(Tomado de “Manual del Peregrino de la Luz Entrando al Corazón de Dios”, de Orión-Om – Editorial Solar de Bogotá, Colombia)
***

1. Palabras del Gran Velador Silencioso sobre el mal uso del sexo

La humanidad ha vivido cientos de miles de encarnaciones semejantes a ésta; entonces ¿qué es lo que se ha echado a perder? -La gran sencilla verdad es que la atención individual no ha sido puesta en su Gran Presencia YO SOY que late en cada corazón.  Sin eso, Yo les digo que no hay esperanza para el ser humano en la Tierra; no hay estabilidad, no hay anclaje en ninguna parte.

Esta es la condición que existe en la gran mayoría de la humanidad hoy, a través de la depravación sexual, el mal uso y el desperdicio de la energía por la ira, por el odio y por el mal uso del sexo.  La energía vital se ha separado de la humanidad; los individuos no pueden recuperarla, sólo la gente que comprende su propia Presencia YO SOY puede recobrar la energía perdida, pero no pueden recobrarla si continúan en las viejas costumbres.  Eso es lo que le pasa a la gente que actúa así.  Muchos no resisten las sugestiones de las masas.  Creen que pueden continuar en los viejos hábitos sexuales; les repito que no es posible.  Si ellos no economizan la energía que es la Vida en ellos para dividirla en actividades constructivas, ¿cómo imaginan que pueden lograr ayuda, alivio y libertad?  Amadas personas, les estamos hablando con toda bondad y amor.  Una gran parte se rebela cuando se les dice que tienen que discontinuar el desperdicio de la energía vital si es que quieren ser ayudados.  Muchos han creído que vivían sólo para el placer de su existencia.  Queridos estudiantes, ustedes están aquí como Seres de Luz, algún día serán la Luz triunfadora; cuando esta Luz Cósmica domine un poquito más en la Tierra, el deseo sexual errado se desvanecerá de la faz de la Tierra... Entonces la plenitud de la Luz de Dios, la Amada Presencia YO SOY, surgirá y asumirá el mando en la Tierra para siempre. Esta es una batalla final para la Tierra entre la Luz y la oscuridad. 

Como Guardián Silencioso de la Tierra Yo sé lo que digo. Yo presto todos los Poderes de Mi Ser para producir la Victoria de la Luz en la América y el Mundo, y en toda la humanidad no hay el poder que tengo en una sola de Mis Manos...Cuando este Poder de la Luz Cósmica lo permita, será descargado en la Tierra y el Poder de la Luz, la Victoria de la Luz disolverá toda humana discordia y egoísmo en el planeta. 

¡Ay amados estudiantes!, ¡qué cosa magnífica será esta condición para la Tierra! Por ejemplo, esta ciudad, imagínense lo que será toda belleza y perfección, toda llena con el Amor de la humanidad, Amor y Bondad de unos hacia otros; tendrán tal felicidad como nunca se ha soñado en esta Tierra,  ¡eso es lo que será!, pero sólo puede venir cuando suficiente humanidad que posee su Presencia YO SOY individualizada comprenda. Tendrán que invocarla con toda determinación y empeño.

Amada gente de la Tierra, ¡si sólo la humanidad pudiera comprender, a pesar de toda la apariencia del mundo, que estos Grandes Seres de Luz están usando todos los medios que Les permite la Ley Cósmica en estos momentos para darle a la humanidad la fuerza y el valor que les ayude a hacer la Invocación para que se descargue suficiente Luz que le permita a los Maestros Ascendidos hacer el trabajo!


2. De: “El Secreto de la Flor de Oro”

*En el Libro Leng Yen se dice: “Por concentración de los pensamientos se puede volar y se nacerá en el Cielo; por concentración de los deseos se cae”. Cuando un aprendiz cuida poco de los pensamientos y mucho de los deseos llega al sendero de la perdición.

*En las Simples Preguntas del Soberano Amarillo se dice: “La flor-simiente del cuerpo del hombre debe concentrarse arriba en el espacio vacío.” Esto se relaciona con aquello. En esta frase está incluida la inmortalidad, y también incluido el vencer al mundo. Esta es la meta común de todas las religiones. 

*Concentrar arriba en el ojo la flor-simiente del cuerpo humano, ésta es la gran clave del cuerpo humano. ¡Niños, consideradlo! Si no cuidáis un día de la meditación, esta Luz fluye afuera, quién sabe adónde. Si sólo cuidáis de la meditación por un cuarto de hora, podéis así acabar con los diez mil eones y mil nacimientos. Todos los métodos desembocan en el reposo. No se puede elaborar con el pensamiento este prodigioso medio mágico.

Pero cuando uno se pone al Trabajo, debe avanzar de lo manifiesto a lo profundo, de lo basto a lo fino. Todo depende de que no haya interrupción. Principio y fin del Trabajo deben ser uno. Entre medio hay momentos más fríos y más cálidos, eso es evidente. Pero la meta debe ser alcanzar la amplitud del Cielo y la profundidad del mar, que todos los métodos aparezcan completamente fáciles y evidentes; sólo entonces se llega a ella.

Todos los santos se han transmitido, unos a otros, que sin contemplación nada es posible. Cuando Kungtsé dice: “El conocer lleva a la meta”, o Sakya lo llama: “La vista del Corazón”, o Laotsé dice: “Ver interno”, todo es lo mismo.

Pero de la contemplación puede hablar cada uno, mas no la recibe en las manos si no sabe lo que la palabra significa. Lo que debe ser revertido por la contemplación es el corazón consciente de si mismo, que debe dirigirse al punto donde el espíritu de la formación todavía no se ha manifestado. Dentro de nuestro cuerpo de seis pies de alto debemos esforzarnos hacia la figura que existió antes de la fundación de Cielo y Tierra. Si la gente de hoy se sienta y medita sólo de una a dos horas, y sólo contempla su propio yo, y llama a eso contemplación, ¿cómo ha de salir de eso algo?

*La simiente es la Luz en forma cristalizada. Ambas tienen el mismo origen y se diferencian sólo por el nombre.

*Cuando por la mañana puede uno liberarse de toda complicación y meditar de una a dos horas dobles, y luego puede orientarse en todas las ocupaciones y frente a todas las cosas externas con un método reflejo puramente objetivo, cuando se prosigue esto sin ninguna interrupción, después de dos o tres meses vienen del Cielo todos los Consumados y santifican tal conducta.

*Cuando uno cuida su conducta en mezcla con el mundo y no obstante al unísono con la Luz, entonces lo redondo es redondo y lo anguloso, anguloso; entonces vive uno entre los hombres misteriosamente manifiesto, distinto y sin embargo igual, y ninguno puede sondearlo; entonces nadie nota nuestra conducta secreta. El modo viviente del Curso Circular de la Luz justamente tiene el sentido de vivir en mezcla con el mundo y no obstante al unísono con la Luz.

*El camino conduce desde el sacro hacia arriba en forma retrógrada, hasta la cima de lo Creativo y a través de la casa de lo Creativo; luego va hacia abajo a través de ambos pisos en forma directa, al plexo solar y lo calienta.

*Moverse excitado por las cosas externas conduce a que se vaya en forma directa hacia afuera y se engendre un hombre, esto es la Luz consciente. Si el aprendiz, para el tiempo en que ha concentrado abundantemente la verdadera fuerza, no la deja correr en forma directa hacia afuera, sino que la hace tornarse retrógrada, esto es la Luz de la Vida...

*Es lo que Buda da a entender cuando dice: "La manifestación desemboca en lo vacío". Eso es la sublimación de la simiente en fuerza. Si el aprendiz no comprende este principio y la deja escapar en forma directa, entonces la fuerza se transforma en simiente; esto es lo que quiere decir: "Lo vacío desemboca en la manifestación". Pues todo hombre que se une corporalmente a una mujer primero siente placer y luego amargura; cuando la simiente se ha escurrido, el cuerpo está cansado y el espíritu agotado. Muy distinto es cuando el adepto hace aunarse espíritu y fuerza. Esto da primero pureza y luego frescura; cuando la simiente se ha metamorfoseado el cuerpo está saludable y libre.

*Un antiguo adepto dijo: "Antes toda escuela conocía esta joya, sólo los tontos no la conocían plenamente". Si se reflexiona sobre esto, se discierne que en realidad los antiguos, con ayuda de la fuerza-simiente existente en su propios cuerpos, alcanzaban larga vida, no que alargaban sus años mediante la ingestión de Elixires cualesquiera. Pero la gente del mundo perdió la raíz y se tomó las copas.

El Libro del Elixir dice también: "Cuando un hombre correcto se sirve de los medios erróneos, los medios erróneos operan correctamente" -con ello es dado a entender la metamorfosis de la simiente en fuerza-, "pero cuando un hombre erróneo usa los medios correctos, el medio correcto opera erróneamente" -con esto es dada a entender la unión corporal de hombre y mujer, de la que surgen hijos e hijas. El tonto disipa la más alta joya de su cuerpo en placer indomeñado, y no sabe preservar su fuerza-simiente existente en sus propios cuerpos... Los santos y sabios no tienen ningún otro modo de cuidar su vida que aniquilar los placeres y preservar la simiente. La simiente concentrada es transformada en fuerza, y la fuerza, cuando es suficiente en abundancia, crea el fuerte cuerpo creativo. La diferencia con los hombres comunes reposa sólo en la aplicación del camino directo o retrógrado (Nota: Aquí, el camino directo se refiere a la pérdida de la simiente; el camino retrógrado es la transmutación, asimilación y sublimación de esta fuerza o simiente en nuestro interior).

*Cuando la perla del Elixir de Vida está lista, puede formarse el embrión santo; entonces el Trabajo debe dirigirse al calentamiento y nutrición del embrión espiritual. Éste es el método de la conclusión. Si entonces está formado acabadamente el cuerpo de fuerza del Niño, se debe dirigir el Trabajo de manera que el embrión nazca y retorne a lo vacío...

Desde los tiempos más remotos hasta hoy, ésas no son palabras vacías, sino la sucesión del Gran Sentido en el método real para producir un espíritu inmortal y un hombre santo y eternamente viviente... Si no se aplica este método de ennoblecimiento, ¿cómo se quiere entonces eludir el camino del nacer y morir?

*El corazón del hombre está bajo el signo del fuego. La llama del fuego empuja hacia arriba. Cuando ambos ojos contemplan las cosas del mundo, es con visión dirigida hacia afuera. Si ahora se cierra los ojos y la mirada se revierte, dirige hacia dentro y contempla el espacio de los antepasados, eso es el método retrógrado. La fuerza de los riñones está bajo el signo del agua. Cuando las pulsiones se agitan, fluye hacia abajo, dirigida hacia afuera, y engendra niños. Si en el momento de la liberación no se la deja fluir hacia fuera, sino que se la conduce de vuelta mediante la fuerza del pensar, de manera que puje hacia arriba en el crisol de lo Creativo y refresque y nutra corazón y cuerpo, eso es de igual manera el método retrógrado. Por lo tanto, se dice: el Sentido del Elixir de Vida reposa completamente sobre el método retrógrado.

El Curso Circular de la Luz no sólo es un curso circular de la flor-simiente del cuerpo individual, sino que directamente es un curso circular de la verdadera fuerza formativa, creativa.

*Por lo tanto, necesitáis sólo poner la Luz en curso circular; éste es el secreto más alto y prodigioso.

*La fuerza del espíritu de quien en general ha hecho lo bueno es pura y clara cuando llega a la muerte. Sale por las aberturas superiores, boca y nariz, la pura y ligera fuerza del aire sube y flota hacia el Cielo, y se convierte en el quíntuple genio-sombra presente, o espíritu-sombra.

Pero cuando el espíritu primordial fue utilizado por el espíritu consciente durante la vida para la codicia, locura, deseo y placer, y ha hecho todos los pecados posibles, la fuerza del espíritu está entonces, en el instante de la muerte, turbia y confusa, y el espíritu consciente sale, junto con el aire, por la puerta del vientre a través de las aberturas inferiores. Pues si la fuerza del espíritu está turbia e impura cristaliza hacia abajo, se sume en el infierno, y se convierte en demonio.


3. El Fuego Sófico, de Juan Pontano

*Yo os digo, mis estudiantes en el estudio de la naturaleza, que si no encontráis la cosa que estáis buscando en vuestro propio ser, menos aún la encontraréis fuera de vosotros. Entended la fuerza gloriosa residente en vuestros propios seres... En el hombre, hecho según Dios, hay cosas más gloriosas que las que se puedan encontrar en ninguna otra parte del mundo... Si alguien deseara convertirse en maestro, no encontraría mejor material para su consecución en otra parte que en sí mismo. ¡Oh, hombre, conócete a ti mismo! En ti reside el tesoro de todos los tesoros. Desconocido, éste es el gran secreto del mundo. Es en realidad un agua que quema, un fuego líquido, más potente que cualquier fuego... Y aunque es la cosa más valiosa del mundo, un rey no puede poseer más de ella que un pordiosero...

*Buscadla, mis amigos, en todo modo y en toda cosa, aunque puede ser que no sepáis la fuente oculta de su origen; e incluso si la encontraseis, aún no tendríais idea alguna del aspecto de las cosas a ser vistas dentro de ella. Sin embargo, seré explícito: es un agua espiritual, un verdadero espíritu, el espíritu de la vida mismo. Con seguridad que puedo estar justificado en proclamar: ¡Oh, agua, magnífica, iluminante, dulce! ¡Oh, amarga y oscura, que nos alimentas hasta el día de nuestra muerte! Esta es la piedra angular en verdad, que es rechazada por la ignorancia descuidada de los constructores y de los alquimistas, incluso hasta este día”.

*Esta piedra tiene un resplandor brillante; contiene un espíritu de origen sublime; es el mar del sabio en el que pesca su misterioso pez... El mar abierto, y el mar del sabio son el agua ígnea.

*Aquello que es superfluo, sucio, inmundo, feculento y, en una palabra, la sustancia entera del sujeto, es transmutado o cambiado en un cuerpo perfecto, fijo y espiritual, por la ayuda de nuestro fuego, que los hombres sabios nunca revelaron, y es por ello que pocos alcanzan este arte, creyendo superfluo e impuro a lo que no lo es.

*Este “nuestro fuego” es el secreto más grande de la alquimia.

*Aunque el fuego no es tal que queme la materia..., sino que nuestro fuego transmuta y cambia todo el sujeto en pureza.

*Pues este “Fuego Sófico”, o “nuestro fuego”, es el gran secreto sin el que no puede conseguirse nada. Este Fuego Secreto, nombre por el que es conocido ahora, no es un fuego en absoluto, es vital, y actúa como un catalizador... De hecho, este Fuego Secreto es tan poderoso que se le aconseja a uno dejar el trabajo a la Naturaleza, “sin posar encima las manos”.  (Tomado de: “En Persecución del Oro”, de Lapidus).


4. De: “El Libro Secreto”, de Artefio

*Pues en esta operación el cuerpo es hecho un espíritu de naturaleza sumamente sutil; y de nuevo, el espíritu es corporificado y cambiado en la naturaleza del cuerpo, con los cuerpos, por lo que nuestra piedra consiste de un cuerpo, un alma y un espíritu.

*Oh Dios, cómo, a través de la naturaleza, cambias un cuerpo en un espíritu!: lo que no podría hacerse, si el espíritu no se incorporase con los cuerpos, y los cuerpos no se hiciesen volátiles con el espíritu, y después permanentes y fijos. Por esta razón, ellos han pasado del uno al otro, y, por la influencia de la sabiduría, son convertidos el uno en el otro.

*Y yo, Artefio, después de que me convertí en un adepto, y alcancé la sabiduría verdadera y completa, estudiando los libros del sumamente fiel Hermes, el hablador de la verdad, fui a veces oscurecido igual que otros lo fueron. Pero cuando por el espacio de mil años, o por ahí cerca, que han pasado ahora sobre mi cabeza, desde el momento en que nací hasta este día, por la sola bondad de Dios Todopoderoso, por el uso de esta maravillosa quintaesencia; cuando digo, por un tiempo tan largo, no encontré hombre alguno que hubiera encontrado u obtenido este secreto hermético, por la oscuridad de las palabras de los filósofos, siendo movido por una mente generosa, y la integridad de un hombre bueno, he determinado en estos últimos días de mi vida, declarar todas las cosas verdadera y sinceramente, de modo que no requieras nada para el perfeccionamiento de esta piedra de los filósofos, excepto una cierta cosa, que no me es legal descubrir a nadie, porque es o bien revelada o dada a conocer por Dios mismo, o enseñada por algún maestro, la cual no obstante aquél que pueda inclinarse a la investigación de ésta, puede fácilmente aprenderla en este libro.

En este libro he escrito por tanto la verdad desnuda, aunque vestida o disfrazada con unos pocos colores; de modo sin embargo que todo hombre bueno o sabio pueda felizmente tener aquellas deseables manzanas de las Hespérides de este nuestro árbol de los filósofos. Por lo cual sean dadas alabanzas al Dios Altísimo, que ha vertido en nuestra alma su bondad; y a lo largo de una buena ancianidad, incluso en un número de días casi infinito, ha llenado verdaderamente nuestros corazones con su amor, en el cual, creo yo, abrazo, estimo, y amo verdaderamente a toda la humanidad junta.

*...Da alabanzas y gracias a Dios grande y bueno, que da sabiduría y riquezas a quienquiera que Él gusta, y las aparta de acuerdo con la maldad de una persona. A Él, digo, El Más Sabio y Todopoderoso Dios, sea la gloria por los siglos de los siglos. Amén. (Tomado de: “En Persecución del Oro”, de Lapidus)


5. De: “La Alquimia, Explicada sobre sus Textos Clásicos” de Eugene Canseliet.

*En este mismo tratado, Cosmopolita había enumerado, precisamente, y de forma concisa, las indispensables virtudes que son requeridas para la práctica de la Alquimia:

Los escrutadores de la Naturaleza deben ser como la Naturaleza misma, verídicos, simples, pacientes, constantes, etc. y, lo que es lo principal, piadosos, temerosos de Dios, no dañantes del prójimo.

He dicho también que importa que el escrutador de la Naturaleza sea verídico, simple, paciente, constante, al menos aplicando su espíritu a una sola cosa.

(Nota: Aquí Canseliet está de acuerdo con otros alquimistas que dicen:

"El que estudia la ciencia –la Alquimia sagrada- debe, en primer lugar, amar a Dios y a los hombres, ser sobrio, desinteresado, rechazar la mentira, cualquier fraude, cualquier mala acción, cualquier sentimiento de envidia; ser, por último, un sincero y fiel hijo de la Santa, Consustancial y Coeterna Trinidad".

"Reposa el cuerpo, calma las pasiones; si te controlas así a ti mismo, atraerás al ser divino hacia ti".

"Todas las facultades y todos los sentidos deben participar en la Obra; nada debe permanecer inactivo. El propio espíritu debe haberse afirmado contra todos los peligros de la alucinación y del terror y así hallarnos purificados interior y exteriormente".

"Volved vuestro corazón y vuestro espíritu hacia El -hacia Dios -, más que hacia el Arte: pues esta ciencia es uno de los mayores dones de Dios con el cual favorece a quien le place...").

Cuadro perfecto de la personalidad moral del neófito que no permanecería menos en guardia, en sus contactos con el individuo, en el seno de la sociedad. Es por esto que Filaleteo incitó al alquimista operativo a la mayor prudencia, en cuanto a su comportamiento en la inextricable jungla que constituye la colectividad de los hombres.

*Si buscamos el Gran Secreto, es, bien seguro, en la esperanza de encontrarlo. ¡Ay! no está forzosamente en nuestro destino, que lleguemos hasta el término supremo y que accedamos al sublime estado...

El estudiante no ignora ya, ahora, que la Piedra Filosofal es lo que se ventila en la Gran Obra, que ella es la Medicina Universal, y no solamente el agente de la transmutación de los metales inferiores en plata o en oro. Sabe que ella dota al Adepto (adeptus, que ha alcanzado u obtenido) de la vida eterna, del conocimiento infuso y de las riquezas temporales, en el sentido más absoluto de estos tres vocablos y de sus epítetos.

*Poned cuidado en comprender la Piedra de los Filósofos, y al mismo tiempo habréis alcanzado el fundamento de vuestra salud, el tesoro de las riquezas, la noción de la verdadera sabiduría natural, y el conocimiento cierto de la naturaleza.

*Sólo el alquimista, y más exactamente el artista, que trabaja en el laboratorio y comercia en él íntimamente, asiduamente, con la materia de Dios, puede alcanzar la Verdad.

No se puede subir desconsideradamente al Árbol de la Ciencia, sin que se haya recibido para ello el asentimiento de Dios y se esté asegurado de su todopoderosa ayuda. El verdadero filósofo, humilde y paciente, solicita sobre todo la claridad divina.

*Esta Ciencia requiere al Verdadero Filósofo y no al insensato... Comprended pues y recibid el Don de Dios, y calladlo a todos los insensatos... Ángel, muéstrame lo recto... Pues si este arte se estableciera llanamente, nuestras operaciones serían despreciables hasta para el necio (ya que el Laboratorio no es externo, donde lo realizado sería obra del Buscador, no de la Naturaleza).

*El oro potable o Medicina Universal igualmente designada por la expresión sinónima de Piedra Filosofal... La identidad más bien de la Piedra Filosofal con la persona esencial y divina del Salvador.

*«No impropiamente, le dieron el nombre de oro, porque es oro realmente, y ricamente en su ser y su sustancia. Un oro mucho más perfecto que el vulgar, y más acabado que él. Un oro todo azufre, y verdadero azufre de oro. Un oro todo fuego, y verdadero fuego del oro. Un oro, digo, que es engendrado en las cavernas de los Filósofos y en sus minas. Un oro que no es alterado, ni sobrepasado por ningún elemento, ya que él mismo es el señor de los elementos. Un oro fijo, ya que la sola fijeza consiste en él. Un oro purísimo, ya que él mismo es la sola pureza. Un oro muy poderoso, ya que fuera de él toda fuerza languidece. Un oro balsámico, que preserva a todos los cuerpos de la putrefacción.»

*El fuego secreto interviene de un extremo a otro de la Gran Obra.

*«Pues del mismo modo que nosotros no nos nutrimos de trigo, tal como lo produce la naturaleza; sino que estamos obligados a reducirlo en harina, a separar su salvado, a amasarlo con agua, para formar de él el pan que debe ser cocido en un horno, para ser un alimento conveniente; del mismo modo tomamos la piedra; la trituramos; separamos de ella por el fuego secreto, lo que tiene de terrestre; la sublimamos; la disolvemos con el agua del mar de los Sabios; cocemos esta simple confección, para hacer de ella una medicina soberana.»

*Sobreviene entonces impresionante, la observación del Adepto Fulcanelli, quien nos recomienda sin embargo la lectura atenta de Artefio y de Pontano:

«Este fuego, o este agua ardiente, es la chispa vital comunicada por el Creador a la materia inerte; es el espíritu incluido en las cosas, el rayo ígneo, imperecedero, encerrado en el fondo de la oscura sustancia, informe y frígida.

Tocamos aquí el más alto secreto de la Obra; y seríamos dichosos de cortar este nudo gordiano en favor de los aspirantes de nuestra Ciencia —acordándonos, ¡ay!, que fuimos detenidos nosotros mismos por esta dificultad durante veinte años— si nos fuese permitido profanar un misterio cuya revelación depende del Padre de las Luces.

*Todos los filósofos enseñan estas cosas excepto el Vaso de Hermes, porque es divino, escondido y viene de la Sabiduría del Señor del Mundo; y aquellos que lo ignoran no saben el régimen de la Verdad, a causa de la ignorancia del Vaso de Hermes.

*La Alquimia es la separación de lo impuro de la sustancia más pura.

*Oh hijo, afuera, saca del rayo su sombra.

*La Alquimia es la Sabiduría que se encontraba junto a Dios.

*Al comienzo de su creación, el alquimista, a ejemplo de Dios, debe disponer de la materia en su caos.

*El hijo de los Filósofos escuchará a los Sabios concluyendo, unánimemente, que hay que asimilar esta obra a la Creación del Universo.

*La Cruz griega simboliza el Crisol..., lo que hace que tomemos alquímicamente la declaración que el Apóstol de los Gentiles hizo en nombre de todos los Adeptos: En efecto, la Palabra de la Cruz, para aquellos que están perdidos es, en verdad, una locura, mas para los que están salvos, es decir, para nosotros, es la Fuerza de Dios.


6. El Libro de Tomás

Los dichos secretos que comunicó el Salvador a Judas Tomás y que yo, Mateo, los anoté mientras caminaba y escuchaba cómo hablaban entre ellos.

El Salvador dijo: «Hermano Tomás, mientras todavía te quede tiempo en el mundo, escúchame y te explicaré aquello sobre lo que has estado reflexionando en tu cerebro.

«Como se dice que eres mi gemelo y mi amigo verdadero, examínate a ti mismo y comprende quién eres, cómo vives, y qué será de ti.

Dado que te llaman hermano mío, no deberías ser ignorante sobre ti mismo. Sé que comprendes algunas cosas, pues ya comprendes que yo soy el conocimiento de la verdad. Mientras estás caminando conmigo, aunque ignoras otras cosas, ya has obtenido conocimiento, y serás descrito como uno que se conoce a sí mismo. Pues quien no se conozca a sí mismo no sabe nada, mas quien se conozca a sí mismo ya ha adquirido conocimiento acerca de la profundidad del universo.

Así, Tomás, hermano mío, tú has visto lo que se oculta a las personas, aquello con lo que tropiezan en su ignorancia»

Tomás le dijo al Señor: «Por eso te ruego que me digas lo que pregunto antes de tu Ascensión. Cuando te oiga decir sobre las cosas que están escondidas, entonces podré hablar de ellas. Pues para mí está claro que la verdad es difícil de lograr ante la gente».

El Salvador contestó y dijo: «Si lo que puede verse te resulta oscuro, ¿cómo puedes comprender lo que no puede verse?

Si los hechos de la verdad que son visibles para el mundo te resultan difíciles de cumplir, entonces, ¿cómo cumplirás cosas que son invisibles, cosas relacionadas con las exaltadas grandeza y plenitud? ¿Cómo se os puede llamar trabajadores? Porque todavía sois estudiantes, y aún no habéis alcanzado la grandeza de la perfección».

Tomás contestó y dijo al Salvador: «Háblanos de estas cosas que dices que no pueden verse sino que están escondidas de nosotros».

El Salvador dijo: «Todos los cuerpos de humanos y animales son irracionales desde el nacimiento. A decir verdad, esto es claro por la forma en que una criatura... Los seres que vienen de arriba, sin embargo, no viven como las criaturas que vosotros podéis ver, sino que derivan su vida de su propia raíz, y su cosecha proporciona nutrición para ellos.

«Estos cuerpos que podéis ver, por otro lado, se alimentan de criaturas como ellos, y por esta razón están sujetos a cambios. Todo lo que está sujeto a cambios perecerá y se perderá, y no tiene más esperanza de vida, porque este cuerpo es un cuerpo animal. Del mismo modo que los cuerpos animales perecen, también perecerán estas figuras. ¿Acaso no son fruto de la copulación, igual que los cuerpos animales? Si esta clase de cuerpo es también fruto de la copulación, ¿cómo puede dar a luz algo distinto de los animales?

«Por esta razón, pues, sois niños hasta que alcanzáis la perfección».

Tomás contestó: «Por eso te digo, Señor, que las gentes que hablan de lo que es invisible y difícil de explicar son como arqueros que disparan flechas contra un blanco durante la noche. Por supuesto, disparan flechas como cualquier otro arquero, toda vez que disparan contra un blanco, mas en este caso el blanco no se puede ver. Cuando sale la luz, sin embargo, y destierra las tinieblas, entonces lo que cada persona haya hecho se hará manifiesto.

  «Tú eres nuestra luz, y tú traes iluminación, Señor».
    
Jesús dijo: «La luz mora en la luz».

Tomás dijo: «Señor, ¿por qué esta luz visible que brilla sobre la gente se alza y se pone?».

El Salvador dijo: «Bienaventurado Tomás, esta luz visible brilla sobre ti no para mantenerte aquí, sino para hacer que te vayas. Cuando todos los elegidos dejen a un lado su naturaleza animal, esta luz se retirará al reino de su ser, y su ser le dará la bienvenida debido a su excelente servicio».

Entonces el Salvador continuó y dijo:

«¡Oh, amor inescrutable de la luz! Oh amarga figura que arde dentro de los cuerpos humanos, en la médula de sus huesos, que arde dentro de ellos noche y día, bramando dentro de las extremidades humanas, embriagando las mentes y trastornando las almas, incitando a hombres y mujeres día y noche, incitándolos secreta y visiblemente. Pues los hombres son incitados, y ellos incitan a las mujeres y las mujeres incitan a los hombres.

«Por tanto se dice: "Todo el que busca la verdad de la verdadera sabiduría formará alas para irse volando y escapar de la pasión que inflama los espíritus humanos". El buscador formará alas con el fin de escapar de todos los espíritus que pueden verse».

Tomás contestó y dijo: «Señor, esto es lo que estoy preguntando, porque sé que tú puedes ayudarnos, como tú dices».

El Salvador contestó a su vez y dijo: «Por eso debemos hablar contigo, pues esto es instrucción para aquellos que son perfectos. Si queréis ser perfecto, guardaréis estas enseñanzas. Si no, merecéis que os llamen ignorante. Pues una persona sabia no puede unirse a un necio. La persona sabia es perfecta en toda la sabiduría, mas para el necio, el bien y el mal son una misma cosa. Pues la persona sabia será nutrida por la verdad, y será como un árbol que crece junto a un río.

«Algunas personas tienen alas pero corren detrás de lo que pueden ver, lo que está lejos de la verdad. Porque el fuego que las conduce dará ilusión de verdad, y brillará sobre ellas con verdad transitoria. Las hará prisioneras de los deleites de las tinieblas, y las capturará en placeres aromáticos. Las cegará con pasión inextinguible, inflamará sus almas, y será como una estaca clavada en sus corazones y que jamás podrá sacarse. O como un bocado en la boca, las dirige como desea.

«Este fuego ha atado a estas personas con sus cadenas, y atado todas sus extremidades con el amargo lazo del deseo de cosas visibles, las cuales cambian y decaen, y fluctúan a su impulso. Semejantes personas son siempre arrastradas hacia abajo. Cuando se les da muerte, se unen a todos los animales inmundos».

Tomás contestó y dijo; «Esto está claro y ha sido dicho...».

El Salvador contestó y dijo:

«Bienaventurada la persona sabia que busca la verdad. Cuando uno la encuentra, descansa en ella para siempre, y no teme a aquellos que quieren perturbarle».

Tomás contestó y dijo: « ¿Es bueno para nosotros, Señor, encontrar descanso entre nuestra propia gente?».

El Salvador dijo: «Sí, es una ayuda. Es bueno para vosotros, toda vez que lo que es visible en la existencia humana pasará. Porque el cuerpo carnal de las personas pasará, y cuando se desintegre, encontrará su lugar en lo que es visible y puede verse.

«Entonces el fuego que esas personas ven las hará sufrir, debido a su amor por la fe que otrora tuvieron. Serán devueltas al reino visible. Además, esas personas que pueden ver en el reino visible serán consumidas, sin ese primer amor, en su preocupación por la vida y el bramar del fuego.

«Apenas queda tiempo antes de que pase lo que podéis ver. Entonces fantasmas informes vendrán y vivirán en las tumbas entre los cadáveres, trayendo para siempre dolor y destrucción al alma».

Tomás contestó y dijo: «¿Que podemos decir ante estas cosas? ¿Qué diremos a las personas que son ciegas? ¿Qué instrucción daremos a estos miserables mortales? Ellos dicen: "Hemos venido a hacer el bien, no a maldecir", pero añaden: "Si no hubiéramos nacido en la carne, no habríamos sabido del pecado".»

El Salvador dijo: «Eso es verdad: no los consideréis como seres humanos, sino consideradlos como animales. Pues del mismo modo que los animales se devoran unos a otros, también estas personas se devoran unas a otras.

«Además, el reino les es arrebatado, toda vez que aman los deleites del fuego, son esclavos de la muerte, y se deleitan en la inmundicia.

Cumplen la lujuria de sus padres. Estas personas serán arrojadas al infierno, y serán comidas como merecen sus naturalezas amargas, malvadas. Serán azotadas para conducirlas hacia lo desconocido, y dejarán los miembros de sus cuerpos atrás, no con valor, sino con desesperanza.

«Mas estas personas, siendo necias y locas, son felices en las angustias de esta vida. Algunos de los que acuden corriendo a esta locura no se dan cuenta de que son necios, sino que creen que son sabios. Se ven atraídos a la belleza del cuerpo, como si no fuera a perecer.

Sus mentes se vuelven hacia ellas mismas, sus pensamientos se ocupan de sus propios intereses, mas el fuego las consumirá».

Tomás contestó y dijo: «Señor, ¿qué harán las personas que sean arrojadas de esta manera? Temo por ellas, pues muchas fuerzas se les oponen».

El Salvador contestó y dijo: «¿Acaso tú no tienes también una vida visible?».

Judas llamado Tomás dijo: «Señor, tú deberías hablar y yo debería escuchar».

El Salvador contestó: «Escucha lo que te diré y cree en la verdad. Lo que siembre y lo que es sembrado pasarán en el fuego, en el fuego y el agua, y serán escondidos en tumbas tenebrosas. Después de mucho tiempo el fruto de los árboles perversos aparecerá y será castigado y muerto en bocas animales y humanas, a instigación de la lluvia, el viento, el aire y la luz que brilla arriba».

Tomás contestó: «Nos has convencido, Señor. Hemos llegado a esta comprensión y ahora está claro: esto es como es y tu palabra es suficiente para nosotros. Mas estos dichos que pronuncias son risibles y ridículos para el mundo, pues son mal interpretados. ¿Cómo podemos salir y predicarlos, toda vez que el mundo no nos respeta?».

El Salvador contestó y dijo: «En verdad os digo: quien escuche lo que tengáis que decir y se aleje, o se burle, o sonría afectadamente ante estas cosas será entregado al gobernante que está en lo alto, que gobierna como rey sobre todas las potencias. El gobernante obligará a estas personas a volver atrás y las arrojará al infierno, donde serán encerradas en un lugar estrecho y oscuro. No podrán volverse ni moverse debido a la gran profundidad de Tártaro y a la acerba carga del infierno, que las mantiene sujetadas. Estarán aprisionadas allí y jamás escaparán, pues su locura no será perdonada. Los gobernantes que las persiguen las entregarán al ángel Tartarouchos. Tartarouchos cogerá látigos de fuego y las perseguirá con látigos de fuego que despedirán chispas contra los rostros de los que son perseguidos.

Si corren hacia el oeste, encuentran fuego. Si se vuelven hacia el sur, también allí lo encuentran. Si se vuelven hacia el norte, el fuego en erupción vuelve a amenazarlas. No pueden encontrar el camino hacia el este tampoco, para correr hacía allí y ponerse a salvo.

Porque mientras todavía estaban encarnadas no hallaron el camino que necesitarían seguir en el día del Juicio».

Entonces el Salvador continuó y dijo: « ¡Ay de vosotros, gente sin Dios, que no tenéis esperanza, que os aferráis a lo que nunca ocurrirá!

¡Ay de vosotros, que tenéis esperanza en la carne, y en la prisión que perecerá! ¿Cuánto tiempo dormiréis? ¿O creéis que lo que juzgáis imperecedero no perecerá? Basáis vuestra esperanza en el mundo, y vuestro dios es esta vida. ¡Estáis destruyendo vuestras almas!

¡Ay de vosotros con el fuego rugiendo dentro de vosotros, pues es inextinguible!
¡Ay de vosotros, porque en vuestras mentes giran ruedas!
¡Ay de vosotros, porque por dentro sois un fuego que arde lentamente!
¡El fuego devorará vuestra carne visiblemente, y rasgará vuestras almas secretamente, y preparará a cada uno para los demás!
¡Ay de vosotros prisioneros, pues estáis atados en cuevas!
¡Os reís! ¡Expresáis vuestro deleite con risa necia!
¡No os dais cuenta de que seréis destruidos, no os dais cuenta de vuestra situación, no comprendéis que vivís en tinieblas y muerte!
¡Pero estáis borrachos de fuego y llenos de amargura. Vuestras mentes están trastornadas por el fuego que arde lentamente dentro de vosotros, y os deleitáis con el envenenamiento y los golpes por vuestros enemigos!
¡Las tinieblas se han alzado sobre vosotros como la luz, pues habéis cambiado vuestra libertad por la esclavitud. Habéis oscurecido vuestras mentes, habéis entregado vuestros pensamientos a la necedad, y habéis asfixiado vuestros pensamientos con el humo del fuego de vuestro interior!
¡Vuestra luz ha sido escondida dentro de una nube oscura, os habéis encariñado con la ropa inmunda que vestís, y os habéis aferrado a una esperanza que no es esperanza!
¿A quién creéis? ¿Acaso no sabéis que sois todos...? ¡Bautizasteis vuestras almas con el agua de las tinieblas! ¡Os precipitasteis a todo lo que deseabais!
¡Ay de vosotros los que vivís en el error! No veis que la luz del sol, que juzga al universo y desprecia al universo, lo rodeará todo y convertirá en esclavos a sus enemigos. Tampoco os dais cuenta de cómo la luna mira hacia abajo noche y día y ve vuestros cuerpos sacrificados.
¡Ay de vosotros que amáis el coito y la inmunda asociación con las mujeres!
¡Ay de vosotros, porque los poderes de vuestros cuerpos os harán sufrir!
¡Ay de vosotros sobre los que actúa el demonio perverso!
¡Ay de vosotros que tentáis los miembros de vuestros cuerpos con fuego!
¿Quién esparcirá un fresco rocío sobre vosotros, para apagar todo el fuego y las llamas en vuestro interior? ¿Quién hará que el sol brille sobre vosotros, para ahuyentar las tinieblas de vuestro interior y apartar las tinieblas y el agua inmunda de la vista?
«El sol y la luna os darán un dulce aroma y al aire, al espíritu, a la tierra y al agua.
«Porque si el sol no brilla sobre estos cuerpos, se gastarán y morirán como cizaña o hierba. Si el sol brilla sobre la cizaña se vuelve vigorosa y puede asfixiar una vid. Mas si una vid se vuelve vigorosa, proyecta su sombra sobre la cizaña y el resto de matorrales que crecen junto a ella, y se extiende y florece, la vid sola hereda la tierra donde crece y domina dondequiera que proyecte su sombra. Cuando crece, pues, domina la tierra entera, produce abundantemente y hace al señor aún más feliz. Pues el señor hubiera sufrido mucho a causa de esta cizaña antes de arrancarla finalmente, mas la vid la eliminó y la asfixió sin ayuda. Así que la cizaña murió y se volvió como la tierra».

Luego Jesús continuó y dijo:

« ¡Ay de vosotros, pues no habéis aprendido la lección..., que resucitan de la muerte!

Bienaventurados los que conocéis de antemano lo que puede atraparos, y que huís de lo que os es extraño.
Bienaventurados los que sois burlados y despreciados a causa del amor que vuestro Señor tiene en vosotros.
Bienaventurados los que lloráis y sois afligidos por los sin esperanza, porque seréis liberados de todo lo que os ata.
«Vigilad y rogad para que no nazcáis en la carne, sino para que podáis dejar las amargas ataduras de esta vida.
Cuando recéis, encontraréis reposo, pues habéis dejado atrás el dolor y las injurias.
Cuando dejéis los dolores y pasiones corporales, recibiréis descanso del Bueno, y reinaréis con el Rey, vosotros unidos con el Rey y el Rey unido con vosotros, ahora y para siempre y siempre.
Amén». (De “Las Enseñanzas Secretas de Jesús”)


7. De “Yo Soy la Mágica Presencia”

Ahora les daré la explicación de la Ley por la cual ustedes pueden iluminar, elevar el cuerpo físico y expresar el Completo Dominio, la Victoria y la Libertad que tienen los Maestros Ascendidos.

La semilla dentro del hombre y de la mujer es solamente para el sagrado deber de crear un cuerpo por el cual otra alma pueda venir a encarnar. De otra manera, la Gloriosa Luz dentro del cuerpo debe ser elevada por encima de la cabeza y dejarla que fluya en adoración hacia la "Magna Presencia YO SOY”.
Después, con pensamientos y sentimientos elevados, uno puede hacer trabajo creativo a nivel mental a través de ideas gloriosas, ideales de arte, música, inventos, descubrimientos, investigación y creación de belleza y armonía de toda descripción, por medio de un Servicio para dicha de la humanidad y por lo tanto del Individuo que lo da.

En lugar de desperdiciar la preciosa Luz Líquida, la Maravillosa Esencia de Vida que Dios nos da, en sensaciones sexuales y excesos, razón por la cual el cuerpo se vuelve decrépito, lacio, tullido, arrugado, con los ojos opacos, la estructura entera encorvada y débil, el cerebro inactivo, la vista y el oído deteriorados y la memoria incapaz de funcionar, esta Energía debe ser correctamente utilizada en Actividades Bellas, Idealistas y Creativas.

En tal conciencia constructiva, el cuerpo físico permanecería eternamente joven y bello, el cerebro y las facultades alertas, agudas y activas y toda la expresión física se tornaría la Imagen y Semejanza del Dios viviente —verdaderamente el “Templo de lo Más Alto”.

*Esta Magna Fuerza Electrónica concentrada o Esencia de Vida es una Luz Líquida que fluye dondequiera que la atención la dirija. La atención de la mente es llevada de aquí para allá por el pensamiento, sentimiento, vista y oído —de hecho, por la atracción de los sentidos físicos. La Verdadera Comprensión de qué Magno Poder está a su mando cuando tienen ustedes completo control sobre su atención, no puede ser sobreestimada. La Esencia Liquida Electrónica es la Suprema Energía y energiza cualquier cosa en que la atención se fije.

Si uno está haciendo intenso trabajo mental, la "Luz Líquida" permanece en el cerebro y fluye adelante a través del centro de la frente, entre los ojos, como un Rayo de Luz y si la Vista Interna se abre, uno puede verla siempre y fácilmente. Si uno está hablando, esta Magna Energía Pura fluye a través de la garganta como sonido. Si uno está dando Amor Divino, esta Luz Líquida fluye como una Radiación del Corazón Central. Si uno está enviando fuera sentimientos intensos, fluye del Plexo Solar.

Si esta Esencia de Vida es liberada en el centro generador para el placer sexual, en lugar de construir un cuerpo físico para otra alma, el proceso de desintegración del cuerpo físico empieza y el viaje hacia la disolución auto-generada del cuerpo comienza. No importa que el humano opine lo contrario. Esta es la Inevitable, Inexorable Ley de la encarnación física y no hay persona en el Universo que la pueda cambiar.

Esta es la Principal Razón para que exista la condición que llamamos muerte dentro de la humanidad en general. Permítasele a quien esté en desacuerdo con Esta Verdad comparar el cerebro y el cuerpo de uno que conserva Esta Luz Líquida por un período de años, con el que lo ha desperdiciado por el mismo tiempo, y no necesitará otra prueba. La conservación de Esta Luz Líquida Electrónica y la consciente elevación de Ella por la adoración de la "Magna Presencia YO SOY" y por el poder de la mente a través del control de la atención, es el Camino de Perfección, y es seguro, sano, sensato y razonable. Sólo puede tener armonía, resultados constructivos para la mente, el cuerpo y el mundo del Individuo.

*Cuando la Gran Energía de Vida dentro del cuerpo físico es usada constructivamente, el resultado es el mayor gozo, felicidad y realización, no nada más para nosotros, sino para toda persona, lugar, condición y cosa que controlamos. Entonces la "Magna Presencia YO SOY" a través del vehículo del ser personal manifiesta el Amor Divino en acción, y entre más firme y más concentrada la atención, más poderosa la acción y más maravillosos los resultados.

*Solamente hay una cosa que causa lo que el mundo llama muerte, y esta es la falta de suficiente "Luz Liquida" dentro de los canales nerviosos. Esta Luz Líquida irradia el Poder Cohesivo que mantiene los átomos Juntos que constituyen el cuerpo de carne. Esta Luz Liquida es propiedad únicamente de la "Magna Presencia YO SOY" del Universo y solamente de ella proviene. La vestidura externa es el receptáculo dentro del cual Esta Presencia derrama Su Luz para un propósito y un uso constructivo únicamente. Cuando ese propósito es continuamente interferido, la Luz se retira y el cuerpo de carne, que debiera ser el Templo del Más Alto Dios Viviente, se desintegra.

La experiencia llamada muerte es una constante censura a la humanidad y un recordatorio al yo personal de su desobediencia al Plan de Dios original, el Modo Divino de Vida.

*Si el estudiante, con firme determinación, reconoce y acepta su “Magna Presencia YO SOY”, la llama constantemente y sinceramente se eleva hacia Ella, La Ama y le agradece la maravillosa Vida que está usando en todo momento, caminando, durmiendo, hará que su conciencia externa se eleve tanto que él sabrá, verá y experimentará, sin intermediarios, la contestación a toda pregunta y problema que confronte.


8. Clave alquímica de la Llama, dedicada a la Llama Interior y al Ser de mi Ser

Entonces la Llama Interior crece en la Unión, gracias a la Madre, por su Gracia y su Poder Esencial que está ahí en su naturaleza eterna para ser usado en la Pureza y en la Santidad, porque es lo sagrado de lo sagrado, lo puro de lo puro; porque ella es ser de mi ser, alma de mi alma, corazón de mi corazón, sangre de mi sangre. Sólo ella, y sólo ella, tiene el poder de permitirnos crecer espiritualmente. Sólo a ella podemos decir “Me acerco al Altar de Dios que edifica la mente y enciende el esplendor de una eterna juventud”, porque así nos hacemos seres brillantes y radiantes interiormente, porque así somos uno en la eternidad. Aunque la presencia exterior física no lo refleje, interiormente está siempre presente esa Llama que crece con esta técnica oculta que sólo es posible lograr con ella. Y si media el supremo amor y la inspiración, como lo es con Ella, entonces es seguro que la Llama crezca cada vez más en el silencio, ascienda y entre al corazón y a la mente para que por medio del amor sagrado y de la adoración se una a nuestro Padre Celestial en el connubio amoroso. Así es como crece la Llama Interior Eterna que somos nosotros. Adorarla a cada instante es purificarnos y es crecer dentro de la Divinidad, porque Ella es alimento divino y ella es inspiración. Ella es agua de fuego, miel de fuego, tesoro de tesoros, joya preciosa; ella es fuerza gloriosa, potencia gloriosa. Porque este Vientre Natural tiene dentro de sí esta sagrada propiedad, de unirnos a nuestro Padre Celestial mediante este Fuego Divino, que no es fácil lograr. Tal es la naturaleza de este precioso altar sagrado, altar de la Divinidad que eres tú y soy yo. Así es la Naturaleza. Así es el Ser en el Ser. Tal es este Altar de Dios después de haber encendido bien el Fuego, este “Fuego que no quema” pero que inflama y enardece el alma en el éxtasis divino que arrebata y enloquece y que todo lo cambia en mí, y que todo lo está cambiando en ti. Entrar luego con sumo cuidado para que no se apague este Fuego Sagrado, secreto de los secretos. Tal es la naturaleza de este Horno Sagrado donde se cocinan las virtudes de Dios, donde se gesta Dios para ser Dios en humildad y para ser hombre y mujer en humildad ante la grandeza de este Ser. He aquí la Educación Sagrada, en ti, en tu vientre, en tu pequeño vientre, lo más sublime y excelso en este único universo, pues no existe otro universo así. Como tú dices Madre mía: “Eso no se lo dan a cualquiera, eso es exclusivo para ti”.

Con todo mi corazón, con toda mi alma, en la adoración del Ser.

Orión-Om




9. La Gran Clave del Acto Sexual

Todo discípulo del Fuego Sagrado debe sellar su cuerpo para proyectar su Fuego y su Luz hacia el Universo a través de sus centros de luz.



El Fuego que radica en el hombre - y la mujer - es un fuego sagrado; es el Fuego del Espíritu Santo, que puede destruir o elevar al hombre, según sean sus obras.

Se nos ha dicho que en el momento preciso del amor los videntes ven a los dos seres envueltos en una ráfaga de luz, muy brillante; se envuelven en las fuerzas más sutiles y potentes que hay en la Naturaleza. Si saben aprovechar el momento, si saben retener esa vibración, con ella pueden trabajar para purificarse y conseguir todo.

Siempre se nos ha enseñado que el semen es Luz Líquida, Energía Solar condensada, es la Vida, es el Poder de Dios. La pérdida de esta preciosa energía explica la cantidad de enfermos que diariamente encontramos en hospitales y clínicas del mundo.

En  la “Novela Rosacruz”, de Krum Heller,  leemos lo siguiente: 

1. Nuestro cuerpo físico se parece a un violín que el hombre ha de aprender a templar y a pulsar. Podemos, como hacen los niños, jugar con él y echarlo a perder por no saber usarlo. No conviene, pues, olvidar que en este instrumento está Dios mismo, según dice la epístola de los Corintios: “¿Ignoráis que vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo, el cual tenéis de Dios, y que no sois vuestros? 

2. Igne natura renovature integra, es decir, el fuego renueva incesantemente la naturaleza.

3. La trinidad, espíritu, fuerza y materia, se nos muestra a través de todos los cultos. El fuego que radica en el hombre es un fuego sagrado; es el fuego del Espíritu Santo que puede destruir o elevar al hombre, según obren los hombres.

4. “La potencia sexual es la vida, el poder, la fuerza.

5. “Cuando el hombre se une en el acto secreto a la mujer, es un Dios, pues en este momento se convierte en creador. Los videntes dicen que en el momento preciso del amor, del espasmo, ven a los dos seres envueltos en una ráfaga de luz, muy brillante; se envuelven en las fuerzas más sutiles y potentes que hay en la naturaleza. Si saben aprovechar el momento, si saben retener esa vibración, con ella pueden operar, como el mago para purificarse y conseguir todo. Si no saben respetar esa luz, los abandonará, para recluirse en las corrientes universales, pero dejando tras de sí las puertas abiertas, por donde se introduce el mal. El amor se convierte en odio, la ilusión deja lugar a la decepción.

6. “Si no saben respetar esa luz, los abandonará, para recluirse en las corrientes universales, pero dejando tras de sí las puertas abiertas por donde se introduce el mal”, dice Krum Heller en su “Novela Rosacruz”, y agrega lo que podemos considerar la Gran Clave del Acto Sexual: inmissio membri virilis in vaginam sine ejaculatio seminis” (O sea: entrar el miembro viril en la vagina sin eyaculación del semen).

Esta magna obra del conocimiento crístico nos enseña, pues, la gran clave de la magia sexual, practicada secretamente por los grandes místicos y alquimistas de la humanidad a través de todos los tiempos.“Dado el estado actual de la sociedad  - dice Kum Heller -,  por consideración a los lectores armados de falso pudor, y para esta vez valerme del método de la escuela oficial, daré la receta en latín, que consiste en una suave inmissio membri virilis in vaginam sine ejaculatio seminis”.

“Probadlo, continúa,  la posición descrita puede durar una hora y se sentirá una sensación de bienestar inefable. Pecho contra pecho, los dos plexos solares en inmediato contacto, todos los centros astrales sobrepuestos, permiten un intercambio para establecer una justa androginidad”.

“Conocemos  todos la suma de conocimientos del gran fisiologista americano Brown-Sequard, cuyo sistema de curación fue tratado de inmoral por espíritus timoratos, que se alejaban de la realidad de la vida, y consiste en excitar el aparato sexual, sin llegar a consumar el acto, y así trata de tonificar el cerebro.

“Este sabio no fue ocultista, pero intuitivamente se acercó a un gran secreto.  Excitar el aparato, para producir semen y no derramarlo, sino obligarlo a que se asimile, es nutrir el sistema nervioso y prolongar la vida en general. Se puede decir: “El semen se cerebriza, y, excitando el cerebro, éste se seminiza”. Pero es menester saberlo hacer; llevarlo al extremo, es de lo más peligroso... 

“El deseo refrenado hará transmitir el líquido astral hacia vuestra glándula pineal, y, si repetís ese ejercicio por largo tiempo, os haréis hombres-dioses. Si al contrario, gastáis impunemente esas fuerzas en holocausto de la materia, os acercáis al animal, falto de voluntad y de razón. 

“Al principio se siente el deseo, la admiración provoca la pasión, pero poco a poco os convertís en acumuladores inconscientes y tendréis salud, poder, belleza, inteligencia.

“La Biblia enseña al hombre el camino de todas las conquistas, por ese decreto: “No fornicarás”.

Por su parte, Mircea Eliade, en “Yoga, Inmortalidad y Libertad”, dice: “La unión sexual se toma como un medio de obtener la beatitud suprema y nunca debe terminar con una emisión seminal. De otro modo, el yogui cae bajo la ley del tiempo y de la muerte, como cualquier libertino vulgar”.

“Los textos tántricos repiten a menudo esta máxima: “Con los mismos actos que hacen quemar a ciertos hombres en el infierno durante millones de años, el yogui obtiene su salvación eterna”.

*El cuerpo  -cuerpo físico y “sutil” a la vez-  está formado por cierto número de nadis (canales, nervios) y de chacras (círculos, discos, centros), por donde circula la energía vital, en forma de “soplos”, y la energía cósmica y divina está en forma latente en los chacras”. Existe un número considerable de nadis pero los que desempeñan el papel principal en todas las técnicas yoguis son: Ida, Píngala y Susumna.

Susumna, es llamado también el “Gran Camino”, el “Camino del Medio” y el “Camino del Nirvana”. Ida y Píngala llevan las dos respiraciones y también toda la energía sutil del cuerpo.

**

Igualmente, Samael Aun Weor ve en el Acto Sexual la Fragua Encendida de Vulcano, la cual define así: CONEXIÓN DEL LINGAM-YONI (FALO-ÚTERO) SIN EYACULAR NUNCA ESE VIDRIO LÍQUIDO, FLEXIBLE, MALEABLE, EL ENS SEMINIS, PORQUE EN ESA SUSTANCIA SE ENCUENTRA LATENTE TODO EL “ENS VIRTUTIS” DEL FUEGO.

Es en el CRISOL –agrega- donde la materia prima de la GRAN OBRA sufre con infinita paciencia la Pasión del Señor. En el erótico crisol de la Alquimia Sexual muere el Ego y renace el AVE FENIX de entre sus propias cenizas...

Según él, el fundamento de todo el Trabajo de la Gran Obra está en ese sencillo artificio que constituye el Secreto de los Secretos de la Alquimia, en esa simple fórmula: conexión del Lingam-Yoni sin derramar jamás el Vaso de Hermes Trismegisto, el Tres-Veces-Grande, Dios Ibis de Thot. Ahí es donde está la fórmula.

**

Es nuestro deber dejar muy claro que el acto sexual liberador aquí enseñado se hace sólo entre parejas estables y sólo entre esposo y esposa de un hogar estable, siguiendo las normas, principios y leyes planteadas por San Pablo, transcritas en la “Guía Bíblica para el Peregrino de la Luz”, sin olvidar jamás que el Cuerpo Físico es el Templo del Dios Vivo, y que, por lo tanto, debemos conservarlo puro y sin contaminación.

Recordemos siempre los principios sencillos de la sexualidad sagrada:

Tu esencia sexual es un elixir de vida y la fuente de tu juventud, y merece la pena entrenarse vigorosamente para preservarla... Su pérdida acorta la vida y produce palidez en el cutis... En el Yoga Kundalini, su pérdida se compara con el asesinato del Buda - nuestro Buda interior.

Y nosotros decimos, con justa razón, que perder esta preciosa energía de vida es menospreciar la Vida y es menospreciar a Cristo, y que perder esta preciosa esencia de vida es matar a Cristo - nuestro Cristo interior. La consecuencia es dolor, sufrimiento, esclavitud, muerte. Es continuar en el valle de lágrimas, rodando en el samsara, en la maya, en la ilusión samsárica, alimentando la conciencia egóica de ilusión y dolor.

Conservar en nuestro interior esta Esencia de Vida en su estado armonioso y puro es alimentarse de la Vida, de Dios, permitiendo la manifestación de Dios en el hombre, permitiendo la manifestación del Cristo de Dios en nosotros, que es alegría interior, belleza, armonía, juventud, ascensión, inspiración, comunión con la Hostia Sagrada de Dios.

Esta es la Esencia de Vida manifestada en el corazón, en el aura y en el cuerpo de Nuestro Señor Jesucristo, que es la Luz armoniosa y pura que igualmente debe manifestarse en cada hombre y en cada mujer. Sólo así el ser humano puede salir del estado de samsara, de maya, de ilusión, de dolor y sufrimiento en que vive.

Ahora entendemos que ser “Virgen” y ser “Santo” es vivir conforme vive el Peregrino de la Luz Entrando al Corazón de Dios.

Un Peregrino de la Luz no es una expresión retórica. Un Peregrino de la Luz es el Portador de la Antorcha y es la Antorcha misma. Es el Portador de la Lámpara y es la Lámpara misma. Es el Portador de la Luz y es la Luz misma. Un Peregrino de la Luz es una Llama Viviente. Así que Yo Soy esa Llama Viviente, Tú eres esa Llama Viviente, por la Gracia de la Gran Llama, que por siempre arde sin consumirse jamás.


10. Para Sellar el cuerpo durante el acto sexual.

Mentalmente decimos: “Yo Soy la Resurrección y la Vida en mi centro sexual, Yo Soy la Ascensión en la Luz en mi centro sexual, Yo Soy la Pureza de Dios en mi centro sexual, Yo Soy la Mente Pura de Dios en mi centro sexual, Yo Soy el Pensamiento Puro de Dios en mi centro sexual, Yo Soy la Magna Presencia de Dios en mi centro sexual, Yo Soy la Perfección de Dios en mi centro sexual, Yo Soy la Luz de Dios en mi centro sexual”.

La relación sexual debe realizarse con movimientos bien suaves, y uno debe retirarse conservando toda la energía vital al interior del cuerpo. Con la respiración y el control de los pensamientos, y con la repetición mental de los decretos y comandos, como: Yo Soy la Resurrección y la Vida, Yo Soy la Ascensión en la Luz, Yo Soy el Amor Milagroso del Fuego Sagrado, Yo Soy la Llama Violeta Transmutadora, Yo Soy la Pureza de Dios, etc., podemos sellar nuestro cuerpo durante el acto sexual. Pero, recuerde que no debe comer carne de cerdo, absolutamente nada que tenga que ver con el cerdo, porque su nota vibratoria no permite el ascenso de la energía, y la información que esta energía le envía al cerebro y a todo el cuerpo es que este trabajo alquímico, que es tan sencillo, no es posible. En palabras más sencillas: la carne de cerdo y todos sus derivados contaminan nuestra energía con su baja nota vibratoria.

La Transmutación alquímica de la energía sexual se enseña para solteros y casados, teniendo en cuenta las normas y leyes sabiamente presentadas por el Apóstol San Pablo (ver: “Guía Bíblica para el Peregrino de la Luz” del libro "Manual del Peregrino de la Luz Entrando al Corazón de Dios", de Orión Om, Editorial Solar, de Bogotá, Colmbia).

Soltero o soltera: es una persona que no tiene pareja, y que no tiene ningún tipo de relación sexual. Su práctica será: ejercicios de respiración, repetición de Decretos, Comandos, Llamadas o mantras que aquí damos, y ejercicios de visualización.

Casado o casada: significa que tiene una pareja estable, y que sólo con ella tiene relación sexual. La relación sexual con otra pareja es adulterio, tal como lo enseña San Pablo. Vemos cómo Jesús instruye a la Samaritana para que se decida a vivir con un solo esposo y poder practicar así sus enseñanzas de salvación.

El casado, o casada, debe hacer los mismos ejercicios respiratorios del soltero, las prácticas con los decretos y comandos, las prácticas de visualización, y practicar la Gran Clave dada en esta obra para la relación sexual entre esposo y esposa, sin pérdida de la energía sexual sagrada.

Esta Gran Clave se enseña para que sea practicada sólo por el hombre con su esposa o compañera estable, y la mujer con su esposo o compañero estable. Esta es de verdad la Sexualidad Crística. Recomendamos a la pareja no comer carne de cerdo ni derivados del cerdo, tener unión sexual sólo una vez en 24 horas, y observar una pausa por algunos días alimentando su amor sólo con caricias y demostración de aprecio, afecto y gratitud. Yo recomiendo tomar miel de abeja porque ella fortalece la energía sexual para este acto sagrado.

Recordemos este Gran Secreto de Secretos: inmissio membri virilis in vaginam sine ejaculatio seminis (O sea: entrar el miembro viril en la vagina sin eyaculación del semen).

La humanidad debe entender que perder la energía de vida es un suicidio. Perder la energía sexual durante el acto sexual es hacerse el harakiri. Por eso vemos las cantidades de enfermos todos los días en todas las clínicas y hospitales del mundo. Las prácticas que aquí enseñamos constituyen la clave de la salud y de bienestar para toda la humanidad.

Yo inicié como soltero, siendo muy joven. Practicaba por la mañana, a medio día cuando llegaba del colegio de secundaria (antes de tomar el alimento), por la noche antes de acostarme y a media noche.

Alternando con los ejercicios de respiración, cantaba muy suave el Mantra OM, visualizando la energía ascendiendo por la columna vertebral hasta el cerebro. Con el Mantra OM y la respiración completa y rítmica empujaba mentalmente la energía hacia arriba. Ella es obediente a la palabra, al pensamiento y a la visualización, cuando la práctica se hace con devoción y con el deseo ferviente y decidido de alcanzar el Supremo Bien que es Dios.

Entonces, a la edad de 19 años y medio, mientras presentaba un examen de matemáticas del Bachillerato, el Fuego Sagrado ascendía como un viento suave y apacible por mi columna vertebral hasta el cerebro,  mientras yo seguía resolviendo mi examen de matemáticas.

En ese tiempo alternaba el mantra OM con el mantra OM TAT SAT OM, los cuales proveían a mi cuerpo, mi pensamiento, mi sentimiento y mis emociones de la devoción y la purificación que yo deseaba. “Tú eres Aquello, Yo Soy Aquello”, “OM”, “OM TAT SAT OM”, nos permite ver a Dios en todo lo creado.

Meditaba en la pureza de las flores y en la savia de las plantas ascendiendo a lo largo del tallo hasta su follaje, alimentando la planta y creando sus flores y frutos.

Entonces, mediante OM, imaginando y visualizando la Sustancia del Dios Universal, del Dios Cósmico, del Dios Único y Padre Cósmico Común, que se mueve en la sustancia de la célula, del átomo, del electrón, del protón, que se mueve en la savia de las plantas y en la savia de los hombres y de las mujeres del mundo, savia pura y santa llamada Energía Sexual, en ascenso para crear el follaje, las flores y los frutos del Árbol Sagrado de Dios, que es el hombre y que es la mujer, así esta savia sagrada ascendía a lo largo de mi columna vertebral alimentando mis centros nerviosos y mis lotos sagrados, para crear el follaje, las flores y los frutos del Árbol Sagrado de Dios, que es el hombre y que es la mujer, Árbol Sagrado donde se posan las aves del Cielo y los Ángeles de Dios.

Comprendí entonces que la columna vertebral es la Escala de Jacob por donde suben y bajan los Ángeles de Dios. Comprendí también que la materia densa y la energía son una unidad en el Cosmos. Pero sobre todo entendí que la energía vital es un ser consciente, vivo y dinámico. Igual el Fuego Sagrado, el cual es el único elemento que conoce los caminos secretos de nuestro cuerpo, y es la entidad física y espiritual que convierte a nuestro cuerpo en el Templo Vivo del Dios Universal.

Entendí también que en el Universo todo se transforma, asciende en vibración o desciende en vibración.

Aprendí también que si tomamos un pedacito de materia y lo desintegramos por algún medio de la Física o la Química, obtenemos una energía sutil; y si esa energía sutil la desintegramos obtenemos una energía más sutil aún, así hasta llegar a Dios. Así es como ha sido hecho el Universo. En el principio todo era sutil e invisible. La energía cósmica se fue condensando gradualmente hasta llegar a la materia densa que hoy conocemos. Ahora el camino de regreso es de lo denso a lo sutil e invisible. Nuestro cuerpo tiene todas estas posibilidades. Esto es lo que los alquimistas y los místicos han tratado de explicar a través de todos los tiempos. Esto es lo que siempre hemos sabido.

El Fuego Sagrado es entonces un Ser Vivo, Inteligente, Sabio. Es una Inteligencia Cósmica, es Conciencia, es Vida, es una Presencia Cósmica. El Fuego Sagrado es la Fuerza Primaria del Universo presente en el átomo, y en los constitutivos del átomo y de la materia cósmica. ¿Cómo sabemos que esto es así? Toda persona que activa su Fuego Sagrado y lo pone en movimiento dentro de su cuerpo lo sabe, porque esto se da sólo en nuestro interior. Esto se da sólo en el Laboratorio de Dios. El Fuego Sagrado es la sustancia que nos comunica con nuestra interioridad, es la sustancia viva y dinámica que abre los caminos, canales, nervios y centros de nuestra interioridad y de nuestra profundidad, y nos pone en comunicación con la interioridad y profundidad del universo total.

Entendí también que el alimento que tú tomas todos los días es también el Alimento Sagrado de la Llama. Tu cuerpo es el alambique alquímico que transforma el alimento común en alimento sagrado de la Llama. Destilar, destilar y destilar es el trabajo que de día y de noche se realiza en este laboratorio que es tu cuerpo. El Aliento Sagrado de la Respiración es también Alimento Santo del Fuego Sagrado Interior.

Comprendí que el Alimento es Energía Solar y Energía Planetaria Condensadas. El Alimento es Prana condensado, es sustancia crística condensada, es sustancia de Dios condensada. Así que Dios es Alimento y Nutrición Cósmica. Así que Dios es el Único Alimento y es, por lo tanto, Nutrición Cósmica y, en último término, Dios se Alimenta de Dios, Dios se nutre de Dios, y Dios nutre a Dios, y Dios bendice a Dios por todo este Gran Misterio, ahora y siempre.

El Alimento se transforma en Energía Vital, y ésta se transforma en el Fuego Sagrado, en Luz, en Conciencia, en Dios. Todo es cuestión de elevar la nota vibratoria.

Así que, Gracias por este Alimento, que nos hace Uno con el Padre, que alimenta nuestra Simiente, que se convierte en nuestra Simiente y se transforma en Nuestro Fuego Sagrado, siendo Éste la causa de todas las cosas, Dios en Acción. Gracias, Padre, por este Alimento que nos hace uno en el Corazón de Dios. Así es como lo primero es lo último y lo último es lo primero. Este es el Gran Descenso y el Gran Ascenso de Regreso al Padre, simbolizado por el Hijo Pródigo de regreso a la Casa del Padre. En el Peregrino de la Luz Entrando al Corazón de Dios se unen en Unidad Cósmica el Gran Descenso y el Gran Ascenso. En el Peregrino de la Luz se unen en Unidad Cósmica el Alfa y la Omega. Así que, Yo Soy el Alfa y la Omega, el Primero y el Último. Así que Tú eres el Alfa y la Omega, el Primero y el Último.

Bendito sea este Alimento, que se convierte en la Fuerza-Simiente que a su vez se transforma en el Fuego Sagrado y la Luz de Dios. Gracias, Padre, por este  Alimento, y benditos sean todos los seres que nos lo proporcionan.

El Acto Sexual, practicado como se enseña aquí en este Manual, constituye el principal alimento crístico para el verdadero santo y la verdadera virgen como la pareja alquímica del Arca de la Alianza.

EL FUEGO SAGRADO, el Fuego de la Vida, es el Cristo en Esencia y en Sustancia en Acción, es la Vida, es el Prana del Aliento Sagrado, es la Savia de las plantas y es la Luz Solar Invisible que por el proceso de la Fotosíntesis se hace visible formando los elementos bioquímicos que constituyen nuestro alimento diario. Así, las cosas invisibles se hacen visibles y se transforman en Simiente, en Simiente de Vida, que es Fuego Pasional, Fuerza Creadora, Impulso, Inspiración, Amor, Belleza, Arte, Poesía, Ciencia, Incógnita Filosófica... Piedra de Escándalo y de Tropiezo para muchos, pero Piedra Angular para los Constructores del Templo y para el Peregrino de la Luz entrando al Corazón de Dios.

La Simiente, como energía volátil, como fuego volátil que es, obedece al pensamiento y al control del Aliento Sagrado; igualmente, el Fuego Sagrado se aviva con el Aliento Sagrado y con las palabras, y sigue la dirección del pensamiento, del sentimiento y la emoción. Así es como funciona este Laboratorio Maravilloso del Espíritu Santo.

La Energía-Simiente es una Entidad Viviente Sagrada. Por eso se enseña a cuidar y preservar esta Simiente Sexual, que es el Fuego Sagrado manifestado en este mundo. Es igualmente Fuerza-Simiente y, para muchos, el Fuego de Pasión y Piedra de Tropiezo, que debería ser en realidad la Piedra Angular del Templo y la Gran Fuerza Redentora.

Del Corazón del Fuego Sagrado salen la Fe, el Amor, el Perdón, la Misericordia, la Caridad, la Devoción, la Santidad, la Inspiración, la Sabiduría, el Poder, la Fuerza, la Armonía, la Belleza, por lo que el Fuego Sagrado es en verdad el Maestro de Maestros, el Salvador de todos los Salvadores, el Guía de todos los Guías.

Así, OM asciende la Energía Sexual y la distribuye, con la ayuda del Poder del Aliento Sagrado de la Respiración, mediante el poder de la visualización, y mediante el Poder de la Palabra, a todas las hojas, flores y frutos de este Árbol de Dios que es el Hombre y que es la Mujer.

Así que, ¡Madre Divina, Tú eres Aquello, OM TAT SAT OM!
Así que, ¡Padre Eterno, Tú eres Aquello! OM TAT SAT OM!

Así que, ¡Divino Hijo y Cristo Cósmico, Tú eres Aquello, Tú eres la Gran Incógnita, lo Indescifrable, en Nosotros y en el Universo. Así que Yo Soy Aquello, OM TAT SAT OM. Así que Yo Soy Fuego Cósmico del Cristo Cósmico que arde en cada flor y en el corazón de cada hombre y cada mujer.

Entonces, ahora, Yo Soy la Joya del Loto en el Corazón de Dios, Yo Soy la Joya del Loto Crístico en el Corazón de Dios, Yo Soy el Loto de Dios en mi corazón, OM TAT SAT OM, OM MANI PADME HUM, Yo Soy Dios en Acción, Yo Soy el Padre Divino, Yo Soy la Madre Divina, Yo Soy el Hijo en el Loto de Dios, Yo Soy el Hijo en el Corazón de Dios. Yo Soy el Loto de Dios en la Llama Triple de Dios-Padre, Dios-Hijo y Dios-Espíritu Santo en mi corazón. Yo Soy la Flor del Loto de Dios en mi corazón. Yo Soy la Llama Espontánea en el corazón de Dios. Yo Soy el Amor Milagroso del Fuego Sagrado del Gran Sol Central. Yo Soy Luz Solar Crística, Yo Soy el Amor Milagroso del Fuego Sagrado del Corazón de Dios. Yo Soy la Magna y Poderosa Presencia Yo Soy, irradiando Luz, Amor, Vida, Paz…

Comprendí entonces que el verdadero conocimiento del cosmos debe darse de afuera hacia adentro, y de adentro hacia fuera, de lo Visible hacia lo Invisible y de lo Invisible hacia lo Visible, sabiendo sí que lo Visible proviene de lo Invisible, y que el Universo tiene su Interioridad así como nosotros tenemos nuestra Interioridad. 

El recorrido del Peregrino de la Luz Entrando al Corazón de Dios es hacia adentro, penetrando el mundo de la materia densa, a través del mundo celular, mundo molecular, mundo atómico, mundo electrónico, mundo de la Luz Cósmica. Pero este Universo Interior lo recorre el Peregrino de la Luz gracias a la acción del Fuego Sagrado.

Así, el Peregrino de la Luz recorre en su interior los mundos de la materia y la energía, elevándose en vibración, saliendo desde la materia densa hasta llegar al Corazón de Dios, es decir, desde la periferia del Cosmos material, de lo exterior de lo exterior, hasta Dios que es lo interior de lo interior de este mismo Cosmos. Así que Dios no está por fuera del Cosmos sino que está en su interior. O sea, Dios no está en ningún sitio fuera de nosotros, en algún lugar del universo exterior, o fuera del universo sino que está presente en todo, aquí y ahora en el interior de todo. En realidad, Dios está en lo interior y en lo exterior. Sin embargo, todo desplazamiento realmente trascendente es a través de la interioridad y profundidad del Universo.

Orión-Om
Discípulo del Fuego Sagrado

En Honor de la Gran Llama
que por siempre arde
incesantemente,
sin consumirse jamás. 

(Tomado de “Manual del Peregrino de la Luz Entrando al Corazón de Dios”, de Orión-Om – Editorial Solar de Bogotá, Colombia)


***



1 comentario:

  1. INFINITAS GRACIAS , HABIA BUSCADO ESTA INFORMACION HACE DEMASIADO TIEMPO , ESTOY MUY AGRADECIDO POR ENCONTRARLA AL FIN, CON LA GRACIA DE DIOS LA PONDRE EN PRACTICA. BENDICIONES INFINITAS.

    ResponderEliminar